La glándula tiroides.

El peso del tiroides normal en adultos es de aproximadamente15 a 25 g. La glándula tiroides esta dividida por finos septos fibrosos (tabiques) en lóbulos, a su vez estos lóbulos están formados por 24 a 40 folículos. La tiroides  es vascularizada por una amplia red capilar que proviene de arterias tiroideas superiores e inferiores. Los folículos normales varias de tamaño des 50 a 500 micras y están formados por epitelio cuboide, que  almacenada las hormonas tiroideas en forma de tiroglobulina.

Los factores tróficos hipotalámicos, (sustancias que libera el hipotálamo), actúan sobre células de la hipófisis anterior que liberan TSH (tirotropina) esta se libera en la sangre y actuá en el tiroides. La TSH se une a su receptor en las células del epitelio folicular del tiroides activando una serie de procesos en las células tiroideas. La acción de estos procesos dentro de las células tiroideas desencadenan crecimiento de la glándula , la formación y la liberación de las hormonas tiroideas T4 y T3.

La T4 y T3 se liberan hacia la circulación  donde se unen reversiblemente  a proteínas del plasma sanguíneo. Al unirse a estas proteínas las hormonas tiroideas se mantienen concentraciones sanguíneas de T4 y T3 libres (no unidas a proteínas) estables y se asegura una fuente de fácil disponibilidad de hormona “nueva”, según las necesidades metabólicas.

Las enfermedades de la glándula tiroides responde en su gran mayoría a tratamientos médicos o quirúrgicos. Encontramos trastornos con deficiencia de hormonas tiroideas ( hipotiroidismo) o asociados a una excesiva liberación de hormonas (hipertiroidismo y las lesiones tumorales del tiroides.